Qué mejor que aprovechar el Día del Libro para regalar una buena lectura. Para ello os dejo varios ejemplos, ¡espero que os gusten!

4,3,2,1 de Paul Auster – emotivo retrato de toda una generación y una saga familiar que explora de manera deslumbrante los límites del azar y las consecuencias de nuestras decisiones. Porque todo suceso, por irrelevante que parezca, abre unas posibilidades y cierra otras. La novela ofrece al lector cuatro versiones de los años de formación de Archie Ferguson, un chico judío nacido en Newark, Nueva Jersey en 1947.  En el libro están presentes el amor, la amistad, la familia, el arte, la política e incluso la muerte junto con algunos de los acontecimientos que han marcado la segunda mitad del siglo xx americano como telón de fondo.

La sonata sin nombre – la primer novela de Beatriz O´shea narra la historia de Elena, una joven periodista con la que contacta la marquesa de Lezma para que la ayude a desentrañar un secreto. Una novela que une historia, intriga y romance, la historia de amor imposible entre una joven de la alta sociedad y un violinista de origen rumano en el entorno de posguerra y espionaje del Madrid de los años cincuenta. Entretenida trama que te atrapa y no querrás dejar de leer hasta saber qué pasa después…

Poderoso como un niño – Claves para resetearte personal y profesionalmente. El libro trabaja doce temas en los que se van extrapolando conductas de la infancia con comportamientos actuales de los profesionales en el entorno organizacional. Los niños son y se sienten seres poderosos y, sin embargo, los adultos en el entorno organizacional parece que pierden parte de ese poder, de forma inconsciente en muchos casos. Escrito en formato diálogos entre los protagonistas, en este libro se van desgranando cada uno de los temas y al final de cada capítulo hay un diario de aprendizajes y de propuestas de cambio en la organización, donde se hace un resumen de las claves analizadas por los protagonistas en sus conversaciones.DiadelLibro